viernes, diciembre 03, 2004

Relax

La verdad es que esta semana ha sido de lo peor. No he tenido tiempo para casi nada. Afortunadamente, trabajo en lo que me gusta y si hecho un cable a un amigo es porque creo en él y en lo que hace. Lo de decorar la casa me produce una pereza enorme, hasta tal punto que he decidido delegar esa responsabilidad en mi novio, que eso sabe un rato.

No hay nada más aburrido que pasar largo tiempo decidiendo aspectos tan transcedentales como el diseño de la lamparita de una mesilla de noche o el color de la madera de un zapatero. Menos mal que mi novio tiene más paciencia que un santo y bastante mejor gusto que el mío.

El caso es que me he pasado la semana llegando tarde a casa. Así que este fin de semana creo que me he merecido un poco de descanso, aprovechando además los festivos que hay por delante.

Esta noche es la reinauguración del Klübb!, mítico club de ambiente bear que vuelve a Madrid como el turrón, por Navidad. Esta vez lo hace ya para quedarse definitivamente. Además de que quiero mucho a quienes lo llevan, hay un aliciente añadido muy a tener en cuenta: pincha mi querido Binomio. Un gran DJ que cosecha mejores críticas a cada sesión que pasa y que ya es un habitual de fiestas como los Bearzone y demás.

La jornada nocturna de hoy se la voy a dedicar a parte de la gente que quiero. Por eso luego iré al Rubble, el local ubicado en la sala Velada, donde he quedado con más amigos y también con Elektro. Quizá esta noche podamos brindar por lo bien que marcha todo en El Extraño Vinilo. Por cierto, que ya está a la venta el disco En Plan Travesti en la página web de redmusical y en la tienda de subterfuge en internet. Dentro de muy poco también en la página web de la discográfica y dentro de unos días en todas las tiendas.

Y después de esta breve anuncio que meto en este diario porque quiero, sólo me cabe desearos un feliz fin de semana.

Os dejo con este proverbio árabe:
Lo pasado ha huido, lo que esperas está ausente, pero el presente es tuyo.

Pues a disfrutarlo!!